Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
17 de noviembre de 2018
  Buscar
  Portada
Publicaciones Científicas

Colocación del dispositivo (Flexi-Seal® SIGNAL) para control de la incontinencia fecal

Colocación del dispositivo (Flexi-Seal® SIGNAL) para control de la incontinencia fecal
Sistema Flexi-Seal para control de la incontinencia fecal
Los pacientes ingresados en las unidades de cuidados intensivos (UCIs) son candidatos a presentar diarrea e incontinencia fecal transitoria, hecho que les puede agravar otras patologías ya preexistentes.


Actualizado 22 octubre 2018
Ampliar el textoReducir el textoImprimir este artículoEnviar a un amigoComentar en Facebook Comentar en Twitter
INTRODUCCIÓN
El sistema Flexi- Seal® es un dispositivo de reciente aparición, desarrollado para proporcionar mejores cuidados a los pacientes críticos con incontinencia fecal, consiguiendo  una mayor higiene cutánea perineal. Con su implantación se pretende reducir el riesgo de aparición de úlceras por presión o lesiones por humedad, mejorando el confort del paciente.

MATERIAL
  1. Recursos Humanos:
    1. Enfermera
    2. Auxiliar de enfermería
    3. Celador
  2. Recursos materiales
    1. Sistema de control fecal Flexi-seal compuesto de los siguientes elementos: 
      • Un catéter de silicona, con globo de retención de baja presión en su extremo distal.
      • Puerto para llenado del balón (se aconseja utilizar agua bidestilada) con señal indicadora de inflado. El volumen de llenado será de 45 ml (leyenda impresa “45 ml”). La jeringa está marcada hasta 45 ml. Esto reduce el riesgo de error en el llenado del globo.
      • Puerto de irrigación del sistema para realizar lavados (leyenda impresa “IRRIG”).
      • Bolsa recolectora (con filtro de carbón) transparente y cerrada con sujeción y escala de medición de 100 a 1000 ml.
    2. Agua bidestilada.
    3. Paños de campo.
    4. Guantes
    5. Gasas estériles.
    6. Lubricante hidrosoluble.
INDICACIONES
  • Pacientes con heces líquidas o semi-líquidas.
  • Pacientes con lesiones en la piel en la parte posterior del muslo, región glútea y/o perineal.
  • Heridas quirúrgicas. 
  • Úlceras por presión. 
  • Quemaduras (Zonas dadoras e injertadas).
  • Gangrena de Fournier.
  • Pacientes con diarrea asociada a la nutrición enteral.
  • Pacientes con diarrea secundaria a infección nosocomial o comunitaria (Clostridium difficile, Salmonella, etc.)
  • Pacientes en los que las movilizaciones estén contraindicadas o conlleven un riesgo para su patología.
  • Inestabilidad hemodinámica.
  • Grave compromiso respiratorio y/o neurológico (hipertensión intracraneal, lesionados medulares)
  • Politraumatismos graves.
  • Pacientes en decúbito prono.
  • Pacientes con alteración de la mucosa rectal, lesión rectal o anal y sospecha o confirmación de tumor.
CONTRAINDICACIONES
  • Pacientes con cirugía intestinal distal: recto, sigma.
  • Pacientes con tumoraciones en recto.
  • Pacientes con estenosis rectal.
No se recomienda en pacientes menores de 18 años. (Referencia del fabricante)

PROCEDIMIENTO.
 Tras valorar la necesidad de colocar el dispositivo para el control de la incontinencia fecal, se llevarán a cabo los siguientes pasos para la inserción del dispositivo Flexi-Seal:
  1. Si el paciente esta consciente informarle del procedimiento que se va a realizar y pedir su colaboracion.
  2.  Valorar la realización de tacto rectal en función de las características del paciente, en busca de contraindicaciones de la inserción de la sonda.
  3. Preparar el material necesario para la colocación de la sonda.
    Imagen 1
  4.  Lavado de manos.
  5. Comprobar la integridad del globo. Llenar la jeringa con 45 ml de agua bidestilada y comprobar que el globo está íntegro. Retirar el volumen y dejarlo conectado al dispositivo. En numerosos estudios se ha demostrado que el llenado de dispositivos de este tipo con cloruro sódico al 0.9%  puede cristalizar dentro de él, por tanto, se recomienda llenarlo con agua sin soluto para mayor seguridad (p.e. agua bidestilada) 
    Imagen 2
  6. Colocar al paciente en decúbito lateral izquierdo si es posible, o en decúbito supino con las rodillas flexionadas.
  7. Desplegar el dispositivo a lo largo de la cama.
  8. Lubricar el globo de retención y el dedo índice, colocando éste en la hendidura adyacente al globo señalada en azul.
    Imagen 3
  9. Introducir la sonda hasta la ampolla rectal.Comprobar que la marca negra circular queda a la altura del ano. Retirar el dedo cuidadosamente para que no salga la sonda. 
  10. Inflar el balón de retención con 45 ml de agua. Comprobar el indicador de expansión del balón. Introducir el agua solo hasta que sobresalga la burbuja indicadora de llenado y nunca más de 45 ml, ya que el inflado adecuado del balón minimiza el riesgo de fuga.
  11. Tirar suavemente de la sonda para comprobar su anclaje. Verificar que la línea negra, indicadora de posición, continúa a la altura del ano.
  12. Colocar la sonda a lo largo y entre las piernas del paciente para evitar acodamientos y obstrucciones así como salidas accidentales.
    Imagen 5
  13. Sujetar la bolsa colectora con ayuda de la cinta de sujeción en una posición más baja que la salida de la sonda para facilitar el drenado.
    Imagen 6
 
RETIRADA DEL DISPOSITIVO
 Retiraremos el dispositivo en caso de:
  • Si el proceso diarréico ha remitido, han pasado más de 24 horas desde la última deposición no semilíquida.
  • Si se han cicatrizado las lesiones que ocasionaron su colocación.
  • Si se produce intolerancia al dispositivo por parte del paciente.
  •  Si han transcurrido más de 29 días desde que se colocó la sonda, según referencias del fabricante.
Para retirar la sonda se desinflará lentamente el globo de retención y la sujetaremos lo más cerca del paciente traccionando suavemente. Una vez retirada la sonda se lavará la zona perianal y anotaremos el procedimiento en los registros de enfermería.
 
CUIDADOS DE ENFERMERÍA
 Los cuidados de enfermería son importantes para conseguir el mayor confort del paciente portador de este tipo de sondas. Todos ellos deben quedar registrados en la gráfica de enfermería.
Se deberá comprobar la consistencia de las heces y vigilaremos el estado de la piel evitando la aparición de lesiones y en el caso de que hayan aparecido seguir un control de su evolución. Mantendremos  la zona anal y peri-dispositivo, limpia y seca.
Comprobaremos periodicamente la correcta colocación de la sonda verificando la posición de la marca. Si la línea está muy alejada del ano, es posible que el catéter se haya salido y el globo pueda ser expulsado, en  este caso, hay que desinflar el globo, retirar la sonda y volver a introducirla nuevamente. Por el contrario, si la línea no es visible la sonda estará demasiado introducida. En este caso tiraremos suavemente de la sonda para recolectar el globo en el suelo anal. Se deberá comprobar también el hinchado del globo mediante la burbuja indicadora de presión.
Está indicado el lavado de la sonda periódicamente, se recomienda cada 24 horas, y siempre que se sospeche obstrucción, con 20 ml de  agua esteril.
Se recomienda el “ordeño” del catéter, para facilitar el desplazamiento de las heces desde el catéter hasta la bolsa.
Cambiaremos la bolsa colectora cuando sea necesario, cerrándola herméticamente con el tapón que incorpora para desecharla.
 
CONCLUSIONES
 La incontinencia fecal en pacientes críticos y la aparición de diarrea de causa multifactorial produce una serie de complicaciones graves para el paciente como alteraciones de la barrera protectora de la piel aumentando su fragilidad, maceración y excoriación produciendo úlceras por humedad. Se ha demostrado que la presencia de un ambiente húmedo multiplica por cinco el riesgo de desarrollar UPP.
 
El dispositivo de control de la incontinencia fecal Flexi-seal es un dispositivo diseñado para proporcionar mejores cuidados a los pacientes críticos con incontinencia fecal consiguiendo mantener la zona perianal limpia y seca. Permite manejar adecuadamente la diarrea en estos pacientes, mejorando su bienestar y disminuyendo las complicaciones asociadas a ella. Es necesario aumentar el conocimiento sobre la técnica de inserción, retirada y los cuidados de enfermería.
 
BIBLIOGRAFÍA
- Wiesen P, Van Gossum A, Preiser JC. "Diarrhoea in the critically ill. Curr Opin Crit Care". 2006;12(2):149-54.
- Ares Sánchez M,SantosMoraga G.(2006). "Utilización de un dispositivo para el manejo de la incontinencia fecal en el paciente quemado crítico". II Congreso Nacional de Enfermería de Quemados y Cirugía Plástica. Málaga.
- Bordes J, Goutorbe P, Asensio Y, Meaudre E, Dantzer E. (2007). "A non-surgical device for faecal diversion in the management of perineal burns". Elsevier
- Convatec SL. Flexi-Seal®. "Instrucciones de uso" Convatec SL. A Bristol-Myers Squibb Company. www.convatec.es
- Martínez Estadella G, Baulés Conesa MJ, Rausa Braguklat E, Izquierdo Fuentes T, Vía Clavero G, Fernández Martín MJ. (2006). "Manejo de la incontinencia fecal en el paciente crítico mediante la utilización de un sistema avanzado de derivación". XXXII Congreso Nacional de la SEEIUC. Pamplona.
- Marin Vivo G, Calixto Rodriguez J, Rodriguez Martinez X. "Sistema de control fecal Flexi-Seal FMS". Rev Enferm. 2008;31(10):16-20. 


 Comentarios

Recuerde que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
Comentario
Título (obligatorio)
Nombre (obligatorio)
E-mail (obligatorio)
Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen inferior
     
Acepto la cláusula de privacidad
Normas de uso:

Esta es la opinión de los internautas, no de enfermeriadeciudadreal.com

No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes (tanto españolas como internacionales) o que sean injuriantes.

Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tono y de tema.


  Más de Publicaciones Científicas
Uso y utilización del carbón activado ante una intoxicación
Monitorización invasiva de la presión arterial. Indicaciones, técnica y cuidados de enfermería
Ventajas de la utilización de citrato trisódico con respecto a la heparina en hemodialisis
Catéter Swan-Ganz
Cesárea humanizada con acompañamiento, piel con piel e inicio de la lactancia materna. A propósito de un caso
Comparativa entre cirugía abierta y percutánea en la patología del pie
  Últimas Noticias
2017, nuevos estatutos y mucha más ilusión...

Renovación de los cargos de la Junta de Gobierno y aprobación de nuevos estatutos. Dos hechos fundamentales del pasado año.
Recuerda que tienes servicio de asesoría jurídica incluido en tu colegiación

El Colegio Profesional de Enfermería de Ciudad Real pone a disposición de todos sus colegiados un Servicio de Asesoría Jurídica que se extiende a todo tipo de consultas, no sólo las relativas al ámbito profesional y laboral, sino también consultas de tipo particular.
La prescripción enfermera, por fin

La prescripción enfermera, por finEl Consejo de Ministros dio por fin luz verde el pasado mes de noviembre a la modificación del Real Decreto que regula la prescripción enfermera, oficialmente bautizada como indicación, uso y autorización de dispensación de medicamentos y productos sanitarios de uso humano por parte de los enfermeros.



Acuerdos comerciales / Contactar / Quiénes somos
Copyright © Colegio de Enfermería de Ciudad Real. Dirección: C/ Pedrera Baja 47, bajo - 13003 Ciudad Real - Tél: 926 22 25 01 - Fax: 926 25 50 24
Política de privacidad / Aviso legal / Acceder a los RSS RSS